Centros de datos locales frente a computación en la nube

Los centros de datos locales, comúnmente conocidos como «locales», te permiten tener un control total de tu infraestructura, mientras que la computación en la nube es rentable y fácil de escalar vertical y horizontalmente.

Definición de computación en la nube y local

Un centro de datos local  es un conjunto de servidores de tu propiedad, que controlas de manera privada. La computación en la nube tradicional (a diferencia de los modelos de computación en la nube híbrida o privada) implica, esencialmente, el arrendamiento de los recursos del centro de datos a un proveedor de servicios externo.

Comparación entre local y la nube

Tanto la computación en la nube como local pueden ofrecerle a tu empresa la infraestructura TI que necesita. El modelo que elijas dependerá probablemente del nivel de seguridad que necesitas para satisfacer los estándares de cumplimiento y de la estructura de costes que prefieras. A continuación se ofrece una comparación de ambos modelos

Necesidades empresariales: Centro de datos de un solo propietario (para el cumplimiento de las normativas)

Local: ✔

Nube pública: X

Necesidades empresariales: Cifrado de datos altamente seguro

Local: ✔

Nube pública: ✔

Necesidades empresariales: Hardware personalizable, sistemas de diseño específico

Local: ✔

Nube pública:  X

Necesidades empresariales: Capacidad fácil de escalar vertical y horizontalmente

Local: X

Nube pública: ✔

Necesidades empresariales: La infraestructura requiere inversiones grandes y habituales

Local: ✔

Nube pública:  X

Necesidades empresariales: Pago por consumo, precio según el uso

Local: X

Nube pública: ✔

Necesidades empresariales: Total visibilidad y control de los datos

Local: ✔

Nube pública: X

Necesidades empresariales: Copia de seguridad y recuperación de datos automatizada e integrada

Local: X

Nube pública: ✔

Necesidades empresariales: Riesgo casi nulo de tiempo de inactividad

Local: X

Nube pública: ✔