El software HPE IMC Service Health Manager (SHM) es un módulo opcional de Intelligent Management Center (IMC) que proporciona una supervisión del servicio integral y un servicio a través de la visualización de variaciones de infraestructura o de red en la ruta del servicio. Aprovecha los datos derivados de otros componentes de IMC para ofrecer métricas de rendimiento crítico y agrega indicadores de rendimiento clave para generar métricas de indicadores de calidad clave. Los indicadores clave de calidad (KQI) proporcionan una representación visual para los administradores de red sobre sus servicios definidos y aplica medidas proactivas para mantener los acuerdos de nivel de servicio.

Novedades

  • Defina indicadores clave de rendimiento y KQI para medir la calidad de red y mantener los acuerdos de nivel de servicio.
  • Gestión de dispositivos de varios proveedores.
  • Supervisión en tiempo real, auditoría y emisión de alarmas de instancias de NQA.
  • Informes de medición de estado de servicio integrales y periódicos.

Características

Obtenga mediciones de estado de extremo a extremo de la red

El software HPE IMC Service Health Manager (SHM) permite al administrador de red recopilar indicadores de rendimiento clave para medir el rendimiento de la red. Esta información puede identificar en tiempo real los puntos calientes y mantener con creces un rendimiento óptimo del sistema.

Predefina exhaustivos indicadores de calidad clave (KQI) como estados de dispositivos y calidad de enlace para proporcionar y mejorar la experiencia del cliente.

Utilice el modelado visual de servicios para definir recursos relacionados con el servicio y crear políticas de evaluación para obtener una visión integral del servicio.

Supervise el sistema en tiempo real y mantenga el control de calidad de red (NQA)

El software HPE IMC Service Health Manager (SHM) supervisa demoras, fluctuaciones, pérdida de paquetes y el rendimiento de diferentes servicios, incluyendo voz, vídeo, conectividad de red y enrutamiento y reenvío (VRF) de VPN para ayudar al administrador de red en el mantenimiento de calidad de la red.

Aproveche la gestión de dispositivos de varios proveedores para la supervisión de dispositivos, sistemas operativos, hardware y tipos de una sola aplicación.

Ofrece alertas de auditoría en tiempo real, cuando la configuración no puede recoger datos normalmente.

Supervise el estado del servicio con informes exhaustivos diarios, semanales, mensuales y anuales.